179 Cosas sorprendentes

Platicando con algunas personas desde adolescentes hasta personas mayores me doy cuenta que muchos esperan que sucedan cosas sorprendentes en su vida. Darían lo que fuera porque vieran una señal en el cielo que les indicara algo; o tal vez un personaje fallecido que se les apareciera y les diera un mensaje, o hasta un extraterrestre que les dejara una señal para el mundo, en fin, lo que sea, con tal de vivir algo sorprendente.

¿Pero sabes qué? Diario suceden cosas admirables, desde la mañana hasta la tarde pasan cosas sorprendentes que te pueden sacar de tu rutina si sólo les permites hacerlo. Son detalles que parecen insignificantes pero te aseguro que si te faltan causan un desbalance en tu vida.

Por ejemplo, es sorprendente tener agua potable, imagina un día que tengas que ir al canal más cercano, sacar el agua con cubetas, hervirla o hacer procesos complejos para poderla potabilizar y usarla para bañarte o tomarla, imagina hacer eso todos los días. ¿Entiendes que diario te pasa algo sorprendente al abrir la llave y dejarla correr? Tu que la posees deberías considerarte una persona bendecida.

Todos los días amanece y cada día es diferente, al igual que el atardecer ¿Te has dado cuenta de ello? Probablemente se te ha pasado, has estado tan ocupado como cualquiera que se te olvida verlo. Sólo porque los tienes todos los días, tal vez piensas, ¿qué pueden tener de sorprendente? Pues te digo que las mayores ideas de los genios han llegado mientras contemplan un amanecer o un atardecer, cuando su mente descansa y pueden idear cosas geniales. ¿Lo has hecho?.

Otra de las cosas sorprendentes es notar y gozar de que nuestro cuerpo es perfecto. Platicando con un amigo médico me decía que mucha de la ciencia actual aplicada en maquinaria industrial ha sido basada en los sistemas de nuestro cuerpo, por ejemplo, contamos con un sistema de enfriamiento y calentamiento, uno de bombeo, otro de envío de señales a cada una de las partes del mismo, aquel de protección, uno más de alerta, entre otros.

Me indicaba también que nuestra maquinaria humana es tan perfecta que la siguen estudiando para emular todos esos sistemas y comprender cómo aunque cada parte es independiente funciona como un todo y se coordina perfectamente con cada uno de las demás elementos. Hay partes que funcionan sin que se les indique que deben funcionar sólo actúan de manera automática para darle servicio a otros miembros, otros trabajan incansablemente durante todo el periodo de la vida, en fin, una maquinaria perfecta.

Todas esos sucesos son milagros cotidianos que pasan exactamente de esa manera, cotidiana o diariamente. Son pequeños pero grandes detalles, te aseguro que si te faltan te asombras, ¿te das cuenta de todo lo maravilloso e impresionante que pasa a tu alrededor? ¿Para qué buscar cosas sorprendentes si ya las tienes?.

Te invito a valorar y disfrutar toda esa grandeza creada especialmente para ti. Tu vida está rodeada de grandiosos gestos como esos, disfrútalos y de seguro tendrás una existencia plena.

Facebook Comentarios